CINIB - Centro integral de nutrición Illes Balears

Adelgazar a cualquier precio, no gracias!

Dietas hiperproteicas

La ingesta de proteína en España cubre el 173% de las recomendaciones en varones de 20 a 39 años, y el 228% en mujeres de la misma edad.

El Grupo de Revisión, Estudio y Posicionamiento de la Asociación Española de Dietistas-Nutricionistas se posiciona sobre las “Dietas hiperproteicas o proteinadas para adelgazar: innecesarias y arriesgadas” con un artículo publicado en la revista de formación médica continuada realizando una revisión sobre la dieta hiperproteica más utilizada, la dieta Dukan y la compara con las condiciones que deberían cumplir para seguir las recomendaciones de la Federación Española de Sociedades de Alimentación, Nutrición y Dietética (FESNAD) y de la Sociedad Española para el Estudio de la Obesidad (SEEDO). No se debería jugar con nuestro cuerpo y no podemos intentar adelgarzar a cualquier precio

La ingesta de proteína en España cubre el 173% de las recomendaciones en varones de 20 a 39 años, y el 228% en mujeres de la misma edad. En España los alimentos que contribuyen a ésta ingesta proteica son los cárnicos y derivados, mientras que la Sociedad Española de Nutrición Comunitaria sugiere una ingesta media de carne de entre 43 y 71 g/día, nuestra ingesta real asciende a 179 g/día: del 252 al 416% de dichas recomendaciones.
El más reciente Consenso para la prevención y el tratamiento de la obesidad de la FESNAD, junto con la Agencia Española de Seguridad Alimentaria y Nutrición, señala que “el elevado consumo de carne y productos cárnicos podría incrementar la ganancia de peso y el perímetro abdominal (evidencia nivel 2+) y desmiente la capacidad adelgazante de las proteínas. Específicamente se comenta en este artículo:
1.- Sobre el método Dukan, que indica que no sirve para adelgazar. El único estudio publicado revela que el 75% de sus seguidores recupera el peso perdido al cabo de dos años y que puede ser perjudicial a medio o largo plazo al asociarse con un aumento en el riesgo de diabetes tipo 2 y de mortalidad total según varios autores referenciados.
Los revisores se posicionan en línea del Comité de Nutrición de la Asociación Americana del Corazón y la del Sistema Nacional de Salud de Estados Unidos, que indican que los cambios drásticos en los patrones de alimentación no son recomendables (las dietas autodenominadas proteinadas se basan en la ingesta de preparados comerciales que sustituyen la ingesta habitual de alimentos). No sólo no favorecen la educación alimenticia para mantener el peso perdido, tampoco favorecen la adquisición de hábitos adecuados para un comportamiento alimentario necesario, ambas condiciones consideradas importantes por la FESNAD y la SEEDO para permitir el éxito a largo plazo en la pérdida de peso.
Por otro lado se hace hincapié en los efectos deletéreos y contraindicaciones de las dietas con muy bajo contenido calórico, lo que predispone al llamado efecto yoyó o weight cycling, que a su vez incrementa el riesgo de mortalidad. En la etapa de adelgazamiento se cubre solamente el 30,5% de las necesidades energéticas, lo que se ha asociado a muerte súbita por arritmia cardíaca, inflamación hepática, fibrosis portal y cálculos biliares

Tabla de contenidos